Alitas de pollo con salsa barbacoa


Alitas de pollo con salsa barbacoa
INGREDIENTES

  • 1,5 kg de alitas de pollo
  • 1 cebolla y 2 dientes de ajo
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharada de mostaza (Antigua o Dijon)
  • 3 cucharadas de salsa inglesa (Perrins o worcester)
  • 1 cucharada de salsa de soja
  • 1 cucharada colmada de miel
  • 100 ml de ketchup
  • 200 ml de salsa de tomate casera
  • 200 ml de agua
  • Sal
  • Pimienta negra recién molida (al gusto)

ELABORACIÓN

    La salsa barbacoa

  • Cortamos muy fina la cebolla, pelamos los ajos y los fileteamos muy finos. Sofreímos estos ingredientes a fuego medio en una cazuela grande con una nuez de mantequilla y un chorrito de aceite de oliva virgen extra. 5 minutos hasta que estén pochados.
  • Apagamos el fuego y agregamos los distintos tipos de salsa: salsa de soja, salsa inglesa, mostaza y ketchup. Removemos bien hasta que se integren bien todos los sabores.
  • Ponemos de nuevo la cazuela a fuego bajo. Añadimos la salsa de tomate casera, el agua, sal, pimienta negra recién molida y una cuchara colmada de miel.
  • Volvemos a remover y cocinamos a temperatura media durante 5 minutos más. Cuando empiece a espesar le damos un toque de batidora para que quede una salsa homogénea y con un sabor concentrado.
  • Removemos constantemente para que reduzca. Si os gusta la salsa con un toque picante este es el momento de añadirlo. Os recomiendo unas gotas de salsa picante, cayena o guindilla en polvo al gusto. Dejamos que repose y reservamos.
  • Las alitas

  • Colocamos las alitas partidas por la mitad en una fuente y salpimentamos. Reservamos.
  • Precalentamos el horno a 200º C, calor arriba y abajo y aire durante 5 minutos. Colocamos las alitas en una bandeja grande. Untamos muy bien por ambos lados con la salsa BBQ. Dejamos un poco de salsa aparte por si queremos mojar un poco más cuando estén hechas.
  • Metemos las alitas en el horno a 180°C y dejamos que se asen durante 25 minutos. A mitad del horneado les damos la vuelta con un tenedor para que queden doradas por los dos lados.